lunes

16.03.2015

Posted on Actualizado enn

Los domingos son ese día del fin de semana que uno no peca de lujuria ni de gula (bueno, de gula sí algunas veces) ni se peca de pereza como otros días laborables; son del días de pecar de inocente… Uno sale tempranito y se cree, inocentemente, que -mientras la luz acompañe- no hay peligro de perder el temple. Es más, aún se cree -cuando las farolas se encienden- que todavía puede plantarse en casa indemne…

Zasca! Ahí está el pecar de inocente. Porque, en realidad, salir los domingos de día es lo mismito que los sábados de noche con el agravante de que a la vuelta del despertador lo que aparece es el lunes y el volver a rendir como un ciudadano decente.

Aún así -como la inocencia es conmovedora cuando eres infante y rejuvenecedora cuando ya no lo eres- me encanta salir los domingos. Dominguear. Pasar la mañana recorriendo callejas a la caza y captura de ese bar donde el pincho va más allá de una patata frita o una aceituna y la tarde (en espera de que vuelva el tiempo de terrazas), buscando ese otro bar en el que la música te levante el ánimo y la sonrisa. Aunque tantas veces terminemos como Las Grecas, dándolo todo por Raphael o Rafaella. Que cualquier domingo de los que te estoy amando locamente, no sé cómo te voy a decir que puede ser mi gran noche; porque sin duda, es fantástica fantástica esta fiesta!!

Lastima que sea lunes ya. Buenos días!

Anuncios

19.01.2015

Posted on Actualizado enn

Si os habéis levantado esta mañana ligeramente apáticos y decaídos, debéis estar tranquilos: no estáis deprimidos, sólo es que sois estadísticamente correctos.

 

Hoy, tercer lunes del primer mes, es el que dicen que es en 2015 el ‘blue monday’, el día más mustio del año (que para ellos es azul y para mí, gris). A ver, tampoco hay que asustarse; hay un estudio más o menos científico detrás, pero la palabreja y el concepto lo acuñaron hace 10 años una compañía de viajes para una de sus campañas publicitarias, así es que igual el día no lo clavan.

 

Sumaron lunes con mal tiempo, cuesta de enero, catarros, abolición de buenos propósitos y otras gracias de ese pelaje y les salió eso, pero cada uno es libre de tener su día miserable cuando mejor le cuadre, estaría bueno (y si no preguntadle a mi compañera Mati, que puede aferrarse a la depresión post-parto aunque su niño tenga 12 años. Como ella dice, post-parto es…). De hecho, siendo listo y alegando que se desconoce el idioma inglés, podéis tener la excusa del blue monday un martes, un miércoles… (si lo tenéis un viernes o durante el fin de semana ya es un caso más preocupante) el día que os encaje entre hoy y el 19 de enero de 2038, momento en el cual, debido a no sé qué problema informático complicadísimo, nuestros dispositivos electrónicos harán un fundido a negro y ahí si que sabremos lo que es deprimirse.

Sí, sí. Reírse. Que yo he pensado lo mismo: qué me importa a mí lo que les pase a los programas de 32 bits que usan la representación del tiempo basada en el sistema POSIX? Anda y que se descuajaringue! Hasta que he hecho la prueba con el móvil de intentar cambiar la fecha al 19-01-2038 y me ha dicho que tararí que te vi. Y se me ha quedado unos segundos atontado además. Así es que, por favor, informáticos de mundo, no os durmáis en los laureles. Vosotros no tenéis derecho a ningún blue monday, que eso de amustiarse es para cuando no hay un problema urgente que atajar.

Los demás, que disfrutéis del maldito lunes este. Buenos días!

12.05.2014

Posted on Actualizado enn

Hoy estoy mucho más dulce. 
Estoy de lunes de miel.

No. No. Cuidado, que esto no tiene connotaciones románticas ni implica un cambio en mi estado civil. Significa, exclusivamente, que mi liquido cefalorraquídeo se ha espesado, se ha hecho melaza. Un drama. Las palabras no llegan hasta mí y a las ideas les cuesta un triunfo salir. Detrás del hueso occipital sólo se escucha un glub-glub nauseabundo y el chirrido de un engranaje que no acierta a arrancar. Hasta caminar se ha convertido en una ardua tarea para tan escasa capacidad mental.

Por Dios! Qué sensación tan mala!! Qué es lo que me pasa?

La muestra poblacional limitada a la que he encuestado a este respecto opina que -simplemente- es lunes, que es el día en que estas cosas pasan. Y razón no les falta porque en la oficina estábamos todas ligeramente empanadas (hemos perdido media mañana comparando nuestro contorno pectoral, no digo más). Pero yo creo que va a ser cosa del fin de semana, que tener invitados en casa te trastoca; aunque sea familia, aunque sean visitas deseadas… te deja baldada.

El caso es que en este modo torrija que hoy me embarga he sido incapaz de dar los buenos días por la mañana y, antes de que el sopor vespertino me vuelva a hundir las ganas, os voy deseando lo que parece que yo no tengo: un buen comienzo de semana!!

04.11.2013

Posted on Actualizado enn

L.. L…Luz. Labios. Láminas de limpios lienzos. Lapislázuli y limones.Lunes. Buenos días! — en Benalmadena Costa Del Sol.

1452057_10202259855363515_2101493002_n

21.10.2013

Posted on Actualizado enn

Ya hemos superado esa barrera horaria, así es que hoy -sin tiempo para más- una 🙂 y un buenos días!!

Camiseta mierda es lunes

01.04.2013

Posted on Actualizado enn

Lunes de estreno de semana, de mes y de trimestre, salpicado además con una ligera depresión post vacacional. Y qué le vamos a hacer, si las ansiedades son ‘pre’ y las morriñas ‘post’, pero lo de en medio bien lo hemos disfrutado, como es el caso.

De todas formas, y para hacernos más ameno el retorno, hoy lo propio es prepararse un café de esos de echar polvos y remover -que Nescafé puso en el mercado un 1 de abril como hoy en 1938- mientras vemos de nuevo a la Dietrich enseñando cacha en El Ángel Azul, que también cumple hoy años desde su estreno: 83, nada menos. Eso sí, como hoy se celebra en muchos países el April fools’ day (el primo hermano guiri de nuestro Día de los Santos Inocentes) poniendo especial cuidado en no dejarnos embaucar como el pobre profesor Rath.

San Hugo. Feliz regreso si procede, buen café instantáneo y buenos días para esta primera tarde del 2T

26.12.2012

Posted on Actualizado enn

No pensaba escribir nada hoy; iba a escaquearme en la confusión del intermedio fiestero por aquello de que es una semana desmembrada y que la mayoría está con la cabeza en otras cosas. Pero esta mañana, de camino al trabajo, me ha invadido un curioso sentimiento de fraternidad con todos los que viajaban en mi vagón: todos teníamos cara de lunes y todos nos mirábamos con ojillos somnolientos y comprensivos que decían: mira ese angelito, otro al que le toca currar como a mí, mientras tantos están de vacaciones. Claro que, probablemente, todos hemos tenido el mismo pensamiento posterior: “Y dando gracias, que peor es no haber tenido vacaciones o querer trabajar y no poder”.

26 de diciembre. Boxing Day en Canadá, San Esteban en Cataluña y Primer día de Caballos en Ceclavín. A los que hoy trabajáis y a los que no… Buenos días!!!